La anatomía de un vehículo cambia mucho debido a tendencias, la evolución tecnológica, por eficiencia, y un sinfín de razones, pero no todo el tiempo son buenas, pueden convertirse en grandes quebraderos de cabeza. Tal es el caso de las piezas que muchos vehículos solían traen instaladas y ahora prescinden de estas desde fábrica. Ejemplo de ello pueden ser las bolas para remolcar, las canales al borde de los techos, entre otros que actualmente son opcionales y no fijos.

Con las leyes de homologación esto ha resultado ser un problema, ya que muchos no consideran que sea una gran alteración, porque la mayoría de los vehículos traían ya instalada la pieza. No obstante, resulta que, según la regulación, si la modificación no la trajo de fábrica debe ser homologada. Es un detalle muy recurrente en el caso de los todoterrenos, en especial con las defensas, en donde se realizan los ajustes más frecuentes.

El proceso de homologación no es difícil, lo es la cantidad de pasos y requisitos como el certificado del taller instalador, el informe de conformidad, etc., porque una vez ejecutados y consignados, sale rápido la documentación. Algunos optan por contratar un gestor que se encargue de todo y ellos solo tener que presentarse a firmar lo necesario.

Evitarse molestias

Puesto que cualquier pieza es legal si ya viene adaptada al vehículo, son varios los que se informan si el modelo que quieren traen ya la reforma hecha o si se las pueden adaptar, para así saltarse todo el tedioso papeleo. La mayor parte de los concesionarios, al adaptar alguna pieza, se encargan del trámite requerido, y aunque sale más caro, el cliente se ahorra molestias, además de que tendrán un trabajo de calidad.

Con este tipo de leyes, que no se han establecido por completo en todo el territorio, lo mejor es evitarse problemas y legalizar cualquier tipo de modificación que piense realizar. Muchas no son necesarias de legalizar, incluso en las mismas oficinas de las instituciones competentes le dan toda la información necesaria. Sin embargo, si compra un automóvil con alguna reforma, asegúrese de que esté reflejada en la ficha técnica.

Para los 4×4 es un tema bastante extenso, porque suelen abundar las modificaciones. Si debe hacer reparaciones o  es audaz y quiere hacer ajustes, consulte http://www.desguacesonline.eu, un directorio que le da acceso al contacto de empresas dedicadas a los recambios usados. En ellos puede encontrar lo que guste a precios muy por debajo del mercado de repuestos nuevos, sin dejar de ser de excelente calidad.